domingo, 20 de diciembre de 2009

final corto




Había llegado a un lugar que tenia un paisaje muy acogedor después de dos días de caminata, calculo que estaba a unos cinco centímetros fuera de su mapa. Su gobierno lo mando para que haga un trabajo de encuesta, no era uno de los mas hábiles, siempre andaba cabizbajo, como si siempre tuviera necesidad de algo, y pensaron en su oficina que tal ves era estar un tiempo lejos y trabajando por así decirlo, por que nunca en su vida había faltado al trabajo, y nunca había aceptado vacaciones, decía que lo mantenía distraído, y que si salía de vacaciones solamente se iba a encerrar en un cuarto y mientras estuviera trabajando la vida era buena con el.
Ella estaba de visita en su pueblo natal por estar de vacaciones, y había pedido permiso en su trabajo por una semana, era una muchacha que era muy bien recibida en su tierra, se la podía describir con una palabra: necesidad. Por que todos allí la extrañaban, la necesitaban para poder sentirse bien, y por el bien de ella y por amor, decidieron en el pueblo que debía salir de allí para ser una persona de bien y de esa manera ser más útil para su pueblo.
Segundo día de trabajo y quinto de vacaciones y casi medio día al suelo tembló, esa había sido la razón por la cual los animales minutos antes corrieron por el pequeño valle a buscar refugio en un lugar alejado de los pequeños cerros que rodeaban al pueblo.
Esa tarde la tierra tenia hambre de todo, pues en cada nueva sacudida una boca se habría en el suelo y se devoraba lo que allí estaba y se volvía a cerrar dejando escapar a veces gritos que se perdían en un abismo de piedras dolor y oscuridad.
Esa tarde, la tierra se movió tanto que el paisaje alrededor de este pueblo quedo como si fuese un gran valle, y ya no había montañas de referencia. Solo pequeños túmulos
Entre los nueve sobrevivientes había una niña pequeña, que murió al quinto día de de caminata hacia la nada por sofocamiento. Al séptimo día encontraron una gruta que les sirvió de refugio y también en el fondo de la gruta encontraron agua, pero como no podían vivir solo de agua, decidieron partir al día siguiente, y dos días mas tarde encontraron un pueblo que no reconocieron por que estaba peor que el de ellos y una huella como de algún camino echo por pisadas, decidieron seguir ese camino, al segundo día el y ella decidieron regresar secretamente a la gruta, pues habían tenido una linda amistad desde el día del desastre, y de alguna manera el sabia que el camino que seguían ahora no llevaba a ningún lugar.
Al sexto día los que seguían caminando encontraron a la primera victima de la caravana, al parecer los niños morían primero.
Pasados ya tres días y con alimento suficiente para dos días mas se dieron cuenta de que estaban caminando hacia su muerte ya que al seguir caminando bajo el sol abrasador solo encontraban o tumbas mal echas o personas en estado de descomposición, como se dieron cuenta que no podían volver decidieron seguir adelante, rogando al cielo por salvación. Salvación que no encontraron sino hasta después de haber fallecido.
El se había dado cuenta de que el sol cada día salía por un lugar distinto, los demás decidieron que era simplemente una ilusión, pues no tenían un punto de referencia claro además que dejaron en claro de que el sol no cambiaba nunca de lugar de salida de un día a otro.

Y para terminar y no hacer una historia muy larga y el estando bajo la sombra de la roca recordó el día a día que estuvo a lado de ella desde aquel día terrible. Ella había sido la necesidad que el siempre tenia, era como se dice, el complemento de el uno para el otro.
Ella era la alegría que el necesitaba y el llego a ser la tranquilidad que ella necesitaba, se dio cuenta de que si alguien tenia que estar con a lado de el, pues no había nadie mas, entonces decidió volver por ella……..

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada